especialidades, neonatología

Neonatología del Hospital 12 de Octubre, un lujo del que presumir

Se suele decir que el perro es el mejor amigo del hombre. Sin robarle amor a nuestros amigos de cuatro patas, nosotros nos alineamos más con lo que decía Ernest Hemingway: «jamás habrá amigo más fiel que un libro». En los últimos tiempos los índices de consumo de libros han aumentado e incluso hemos incorporado nuevos formatos como el audiolibro a nuestros hábitos de lectura. La lectura es nuestra forma de evasión con mayúsculas, cuando por enfermedad u otras causas nos fallan el resto de recursos. Un libro nos permite ampliar nuestros horizontes, sin importar dónde o con quién estemos. Adentrarnos en las páginas de un libro es el equivalente a subirnos en un avión del que solo nosotros elegimos el destino.

Fotografía: Enfermera 21

Y porque los libros, aparte de diversión, nos aportan un montón de beneficios. ¿Cuáles? Coge papel y boli: la lista de beneficios de la lectura es larga (y sorprendente): aumenta nuestra inteligencia artificial; mejora nuestro vocabulario; potencia nuestra cultura general; es el mejor apoyo a nuestra ortografía; desestresa; hace que usemos la imaginación; refuerza nuestra fuerza de voluntad; ayuda con el insomnio; mejora nuestra toma de decisiones; incrementa nuestra capacidad de atención…

Y dentro de este abanico de importantes beneficios, dentro del ámbito de la sanidad, la lectura juega un papel imprescindible. Así, el Hospital Universitario 12 de Octubre de Madrid ha incorporado la lectura de cuentos a bebés prematuros para favorecer su desarrollo neuronal y cognitivo. Esta iniciativa se inscribe dentro del programa “Cuidame”, que entrena a padres en la atención a sus hijos mientras éstos permanecen hospitalizados.

Hay evidencias científicas de que leer cuentos a bebes prematuros proporciona importantes beneficios. Gracias a la lectura, los bebés prematuros reducen el nivel de ansiedad, y refuerzan el vinculo con los padres. Todo esto, lógicamente, favorece el desarrollo cerebral. Esto último ocurre especialmente en el área del lenguaje cuando se trata de niños con un peso inferior a 1.500 gramos.

Esta interesante iniciativa se produce tras la reforma integral que el propio Hospital 12 de Octubre ha llevado a cabo para modernizar todos los espacios destinados a neonatos que requieren cuidados intensivos. El hospital ha implementado una atención integral en Neonatología mediante la habilitación de habitaciones familiares confortables, luminosas y seguras. Estas estancias permiten que los niños puedan estar acompañados por sus padres en todo momento. De hecho, algunas de ellas son individuales. La unidad cuenta con 19 puestos para pacientes críticos, más de una veintena para la atención de aquellos que precisan cuidados intermedios y siete en el área de observación.

Los profesionales del Hospital 12 de Octubre son pioneros en España, y de los primeros en Europa, en implantar un modelo integral de atención al recién nacido prematuro y su familia. Esta novedad destaca por su enfoque centrado en el desarrollo del bebé y la familia de forma individualizada.

Fotografía: @ComunidadMadrid

Además, este hospital madrileño es centro formador NIDCAP. Ello refuerza su compromiso con el cuidado integral de los neonatos. Es también el responsable del único Banco Regional de Leche Humana Donada de la Comunidad de Madrid. Esto demuestra un gran compromiso y el bienestar de los recién nacidos.

El programa Cuidame tiene como objetivo formar a los progenitores en 12 habilidades diferentes, que mejoran su participan en el cuidado de los hijos durante el ingreso neonatal.

A través de una estrecha colaboración entre los neonatólogos y equipo de enfermería, los padres adquieren las competencias necesarias para realizar correctamente diferentes actividades, tal como la lactancia materna, el aseo, el cambio de pañal… Y ahora se han incorporado la lectura de cuentos a sus bebés prematuros.

Este conocimiento tan amplio les proporciona seguridad, autonomía suficientes  para continuar con estas tareas después de que el neonato reciba el alta y ya se encuentre en su domicilio.

A su vez, el hospital cuenta con la acreditación IHAN (Iniciativa para la Humanización de la Asistencia al Nacimiento y la Lactancia), que otorga UNICEF y la Organización Mundial de la Salud. Esta acreditación reconoce los esfuerzos del hospital en la promoción del parto natural, la salud del recién nacido, y la lactancia materna.

Visitas: 1

Deja un comentario