Un blog de actualidad, periodismo, cultura, salud., ciencia, investigación, arte... y la vida

Etiqueta: Partido Popular

25 años sin Miguel Ángel Blanco

Fotografía: @elmundoes

Se cumplen veinticinco años del asesinato de Miguel Ángel Blanco, aquel joven concejal de Ermua, que cayó asesinado a manos de ETA solamente por defender la libertad y la convivencia en el País Vasco.

El asesinato de Miguel Ángel no fue uno más de la terrorífica y macabra lista de ETA. Fue un asesinato diferente, y lo fue por una serie de circunstancias que lo hicieron ‘diferente’. En primer lugar su secuestro, para intentar chantajear al Gobierno del entonces Presidente José María Aznar; exigencia que el Gobierno de España lógicamente no podía cumplir. Pero aquel secuestro también arrastró un movimiento social sin precedentes en democracia en el País Vasco y en el resto de España. La sociedad vasca, harta de tanta sangre vertida, de tanta viuda, huérfano, y de tanto dolor, se movilizó en contra de la banda terrorista para decir «¡Basta Ya!».

Las calles y plazas de Ermua, pero también en prácticamente todas localidades vascas y en infinidad de puntos de la geografía española, fueron un clamor popular de la sociedad española, unida por la rabia, la impotencia y el dolor, gritando por la vida del joven concejal ermuense. Los españoles, y especialmente, los vascos, estaban hartos de tanto crimen y de tanto secuestro impune. Y salieron a la calle, no sólo pidiendo la libertad de Miguel Ángel Blanco, sino exigiendo a ETA el cese inminente de la violencia.

Fotografía: @el_pais

Lamentablemente aquel movimiento social espontaneo y apolítico no sirvió para nada. ETA cumplió su hoja de ruta. A las 48 horas del secuestro del joven concejal, el edil popular apareció con dos disparos mortales, que acabaron con su vida. Una vida, la de un joven de 29 años, que cuando fue asesinado por ETA, acababa de encontrar su primer empleo como economista y planeaba comprarse un coche y casarse con Marimar, su novia de toda su vida. Hijo de inmigrantes gallegos; llegó a la política de la mano de un amigo de la universidad cuando pocos se atrevían y las listas se llenaban con gente de fuera. El partido cuadriplicó sus votos y entró en el consistorio de Ermua. Un joven normal que acabó convirtiéndose en el asesinado número 778 de la banda terrorista.

Fotografía: @diariosevilla

Su muerte no fue en vano. Hizo explosionar el llamado ‘espíritu de Ermua’, un punto de inflexión en la historia de la banda terrorista, pero sobre todo, una profunda respuesta ciudadana frente al terrorismo. La sociedad española se plantó frente al tiro en la nuca, frente a la extorsión, frente a ETA.

La sociedad vasca, y especialmente, de Ermua, pero también la de toda España, no sólo mostró su solidaridad con la familia de Miguel Ángel, sino que plantó cara a la barbarie terrorista que venía sembrando el terror impunemente por toda la geografía española desde hacía décadas.

Miguel Ángel Blanco se ha convertido en el símbolo de todas las víctimas del terrorismo; de quienes murieron y resultaron mal heridos, y de sus familias, que con el devenir de los años muchos quedaron en el olvido, pero también de aquellos que aunque la garra terrorista no logró su objetivo, si hubo dolor y sufrimiento, y de sus familias, que también somos muchas, y que siempre lo hemos vivido en silencio, con discreción y desconsuelo.

Fotografía: @FundMABlanco

Ha pasado un cuarto de siglo desde aquellas fatídicas cuarenta y ocho horas en las que todo el mundo se posicionó, y la sociedad española demostró hasta qué punto puede hacer cosas grandes cuando se une desde la solidaridad, la unidad y el respeto.

Después de un cuarto de siglo, la sociedad española asiste estupefacta y desconcertada a la mayor humillación y desvergüenza que se puede permitir desde un Gobierno. Quienes en el año 1997 cobijaron, defendieron y justificaron acciones como el asesinato de Miguel Ángel Blanco, hoy pisan moqueta en el Congreso de los Diputados. Pero lo más grave, no sólo no han pedido perdón, sino que el Gobierno que preside Pedro Sánchez compadrea con ellos un día si y otro también para mantenerse en La Moncloa cual soldado invicto que va ganando batallas.

Fotografía: @LaGacetaSA

¿Dónde queda el respeto por las victimas del terrorismo, y sus familias? ¿Dónde queda la dignidad y la responsabilidad del Gobierno?

Hoy más que nunca se necesita otro ‘Espiritu de Ermua’, pero en esta ocasión en contra de Pedro Sánchez y sus compañeros de viaje. Hay actitudes que no es que den vergüenza, son humillantes para la sociedad española. Pero poco se puede esperar de quien prefiere compadrear con filoterroristas e independentistas, antes que con políticos con experiencia, trayectoria en la gestión, y, sobre todo, proyección de futuro.

Fotografía: @elconfidencial

Un cuarto de siglo después la memoria de Miguel Ángel Blanco y del resto de víctimas del terrorismo es la memoria viva y verdadera de justicia y recuerdo, como ayer dijo en Ermua, precisamente, el presidente del Partido Popular, Alberto Nuñez Feijóo. Su recuerdo nunca puede caer en el olvido, aunque ahora algunos intenten reescribir la Historia, su Historia. No la de todos los españoles.

Impactos: 1

Recordando a Manuel Giménez Abad

Fotografía: @periodicoaragon

Hoy se cumplen veintiun años de aquella terrorífica tarde primaveral de domingo en Zaragoza, cuando el entonces Presidente del Partido Popular de Aragón Manuel Giménez Abad caminaba, junto a su hijo Borja, por las calles zaragozanas en dirección al estadio de fútbol de La Romareda. Unos malnacidos terroristas de ETA cambiaron sus planes, los de su familia, y los de la familia del propio Partido Popular de Aragón. Cayó moribundo en plena calle, abatido a tiros por dos etarras malnacidos.

El año pasado, con este mismo motivo, y en este mismo espacio, publiqué un artículo titulado: «En el aniversario de Manuel Giménez Abad». Entonces escribí:

«Hoy se cumplen veinte años de aquel asesinato despiadado y es obligatorio recordarle. También hay que recordar la figura de un gran constitucionalista, una de las grandes figuras que nos ha regalado la política aragonesa de las últimas décadas.

Fotografía: @el_pais

Quienes, de una forma u otra,  conocimos a Giménez Abad sabemos que este ‘navarrico’ criado en Jaca y afincado en Zaragoza tenía un denominador común con el Presidente Santiago Lanzuela, de cuyo Gobierno ocupó el Departamento de Presidencia y Relaciones Institucionales.  Su prioridad, Aragón y España. Siempre bajo el paraguas de la Constitución de 1978 y del Estatuto de Autonomía de Aragón. Sus señas de identidad eran la decencia, la ética, la responsabilidad,  la honradez, la ejemplaridad… No entendía otro lenguaje. No conocía otro modus vivendi. Esta hoja de ruta la aplicó siempre. Como Consejero del Gobierno de Aragón. Como Diputado en las Cortes de Aragón. Como Senador en las Cortes Generales. Como Presidente del Partido Popular de Aragón.

Como jurista fue todo un referente de carácter nacional. Sus reflexiones sobre Administración Pública se vieron reflejadas en diversos trabajos, que se plasmaron en publicaciones de gran calado: la Revista Española de Derecho Administrativo, Documentación Administrativa, Revista Vasca de Administración Pública, Autonomies (Revista Catalana de Derecho Público) o la Revista Aragonesa de Administración Pública. De esta última fue miembro de su Consejo de Redacción. En otro orden de cosas, fue coordinador de la obra colectiva Derecho de las Instituciones Públicas Aragonesas. En esta última publicó dos trabajos: El Presidente y el Gobierno de Aragón y La Administración de la Comunidad Autónoma d

e Aragón. Como se observa era un jurista nato cuyos estudios y trabajos impregnaron toda su actividad institucional, política y legislativa».

Fotografía: @cinconoticias

A la vuelta de veintiuno años, su familia, sus amigos, sus compañeros de partido y quienes le conocimos hemos asistido al penúltimo insulto del Presidente del Gobierno. Ha traspasado todos los límites de la ética y la responsabilidad como Presidente del Gobierno. En una ocasión, el sociólogo y jurista alemán Max Weber dijo: «El político debe tener: amor apasionado por su causa; ética de su responsabilidad; mesura en sus actuaciones».

Cambiar votos en el Hemiciclo del Congreso por un sillón en la Comisión de Secretos Oficiales del propio Congreso de los Diputados es, cuando menos, vergonzoso. Pero aún es mucho más mugroso si el protagonista de esta película es EH Bildu.

¿Qué frágil es nuestra memoria? ¿Qué pronto se nos olvidan aquellos años que, prácticamente a diario, nos desayunábamos con atentados de la banda terrorista ETA? ¿Acaso el Presidente Felipe González o el fallecido Alfredo Pérez Rubalcaba hubieran permitido una desfachatez así?

Fotografía: @eldiarioes

Veintiún años después de su muerte, de su cruel muerte, su trabajo como constitucionalista y sobre todo, como aragonesista ha quedado para siempre intramuros del Palacio de la Aljafería y del Edificio Pignatelli de Zaragoza; un legado que este año, en el 40º aniversario del Estatuto de Autonomía de Aragón se hace más evidente que nunca.

Impactos: 4

Cuando se da la espalda a la libertad

Fotografía: @DiarideGirona

El pasado fin de semana el presidente del Partido Popular de Cataluña, Alejandro Fernández, acompañado por otros compañeros de partido, sufrió un ataque en Vic al más puro estilo kale borroca.

Unas doscientas personas lo recibieron de forma ‘pacífica’, mientras esas hordas salvajes y antidemocráticas les increpaban al grito de «fascistas» y los Mòssos se las veían y se las deseaban para que la situación no fuera a más.

Pero el ambiente ya estaba muy calentito durante toda la semana. El Ayuntamiento de Vic, en manos Junts, ejerciendo ‘la democracia’ en todo el amplio sentido de la palabra, prohibió instalar carpas informativas al PP catalán en su municipio. Toda una demostración de lo que ahora Perè Aragonés y sus diversos compi yoguis entienden por ‘libertad’ y ‘democracia’.

Fotografía: @LaSextaTV

Ésta es la democracia y la libertad que se ejerce en muchos municipios catalanes. Mientras tanto, Pedro Sánchez, calla y otorga. Ni un triste mensaje de solidaridad y apoyo. Pero lo peor no es eso. Lo más mezquino es la actitud de Salvador Illá, que también se ha puesto de perfil. El principal partido de la oposición en el Parlamento de Cataluña gira la cabeza ante estos atropellos. Vergonzoso.

En una democracia consolidada y seria como la española, los dos grandes partidos constitucionales deben ir de la mano ante los grandes desafíos que se presentan día a día. Pero eso no está en la hoja de ruta de Pedro Sánchez. Sí en la de Pablo Casado. Lo acabamos de ver en la crisis entre Ucrania y Rusia. A Casado le ha ha faltado tiempo para salir anunciando que respaldaba cualquier medida que adoptara el Gobierno de España. ¿Hubiera hecho lo mismo Pedro Sánchez si gobernara el Partido Popular? No, rotundamente, no. Esta es la diferencia entre unos y otros. Entre el sentido de Estado y quien gobierna con compi yoguis sin oficio ni beneficio.

El desafío catalán es un problema serio y muy grave, que no es canjeable a cambio de un puñado de escaños en el Congreso de los Diputados para mantener un Gobierno incapaz de gestionar una pandemia como la de la Covid-19 y mucho menos lograr una recuperación económica, socio sanitaria, social y laboral de un país frente a una de las mayores crisis a las que jamás se enfrentó.

El pasado domingo el Presidente del Partido Popular Pablo Casado durante la clausura del Congreso del Partido Popular de Canarias se preguntó si la actitud de Pedro Sánchez frente a los independentistas y nacionalistas es el modelo de reconciliación que pretende Moncloa para los españoles.

Lo sucedido el pasado fin de semana en Vic es una vergüenza, fruto de un Gobierno, el de Sánchez, arrodillado frente a separatistas, independentistas, ninis, y otras razas similares, que sólo busca mantenerse en el poder a costa de lo que sea.

Fotografía: @NiusDiario

Pero también es responsabilidad de otro Gobierno, el de la Generalitat, fragmentado internamente, pero muy compacto externamente. Un Gobierno que sólo tiene una hoja de ruta: lograr que Cataluña alcance la independencia, aunque en su fuero interno sepa que no lograra su objetivo. Y mientras tanto fragmente a la sociedad catalana en mil pedazos, cada vez más dificil de unir y cicatrizar.

Llevamos casi medio siglo de democracia, desde que murió el viejo general, y jamás en todos estos años, nunca vimos un Gobierno de España tan polarizado y tan poco respetuoso con la mayor parte de los españoles.

En el discurso de Navidad, Su Majestad el Rey don Felipe VI fue más que claro. Pidió respeto para la Constitución.

Fotografía: @rtve

Pero me temo que, de nuevo, volvió a ‘pregonar en el desierto’. Sus palabras volvieron a derretirse en el mar del olvido, empezando por el propio Presidente del Gobierno. Pedro Sánchez no puede permitir ataques a la democracia como el sufrido el pasado fin de semana por el PP de Cataluña y Alejandro Fernández. Ni en Cataluña ni en ninguna otra comunidad. El Gobierno tiene instrumentos suficientes para poner punto y final a estas derivas a ninguna parte en Vic o en ninguna parte de España. Y tampoco vale esconderse bajo el paraguas de que las competencias en materia de seguridad ciudadana son competencia de la Generalitat. ¿Para qué está, entonces, la coordinación entre las diferentes administraciones, de la que tanto presumen desde Moncloa?

Un Presidente del Gobierno de España con sentido de Estado y con responsabilidad debe parar este frenesí de delirios independentistas. El asiento del Congreso de los Diputados no puede ser moneda de cambio de estas tropelías ni de otras similares. Se trata de responsabilidad política, de sentido de Estado, de respeto a la Constitución, de lealtad con el resto de comunidades autónomas. Pero también de decencia y de dignidad. Y Pedro Sánchez me temo que desconoce estos sustantivos. Y así estamos.

Impactos: 2

Manuel Fraga, diez años después

Fotografía: @LaRegion_Int

La Historia de España, como la de cualquier otro país,  se escribe a base de los trazos de las personas que, con su esfuerzo, trabajo, generosidad, lealtad y compromiso, hicieron -y hacen- camino para que hoy los españoles disfrutemos del grado de democracia que disfrutamos. Por consiguiente, del grado de libertades que gozamos, aunque algunos crean lo contrario.

Manuel Fraga Iribarne es uno de los hombres que trabajaron infatigablemente para que hoy España goce del nivel de libertad y democracia que tiene. Sin ningún género de dudas, Manuel Fraga es un personaje único en la Historia España del pasado siglo XX;  con una capacidad de trabajo incombustible, y con una personalidad arrolladora, fue, por encima de cualquier otro calificativo, un político decente y honrado. Un espejo en el que algunos, que hoy pisan moqueta, deberían fijarse.

De su dilatadísima hoja de servicios a España, yo resaltaría dos aspectos, uno institucional, y el otro más honorifico, además de la Presidencia de la extinguida Alianza Popular y el actual Partido Popular. Fue presidente de la Xunta de Galicia entre los años 1990 y 2005; y fue uno de los llamados ‘padres de la Constitución’.

Fotografía: @zonaretiro

Como bien señala mi buen amigo David Cuesta García en su perfil de Facebook:  «Una vida entera dedicada al servicio de España, desde su primer nombramiento como secretario general del Instituto de Cultura Hispánica con poco más de treinta años; hasta cuando, ya octogenario, infatigable, seguía recorriendo todos y cada uno de los pueblos de Galicia, inclusive las aldeas más remotas, escuchando y solucionado los problemas de sus paisanos». ´

Éste es el modelo autentico de hacer política. El trabajo continuo, diario, sin descanso… y siempre poniendo a los ciudadanos en el eje de la acción política. Pero hay más.

Su altura de miras como político y como líder de la entonces Alianza Popular, le llevó en los albores de la Transición a poner la luz larga, a mirar y pensar en el futuro de España por delante de sus intereses y de los de su formación política. Y fue uno de los artífices de esa reconciliación política, entre los diferentes, para que lo que habían vivido nuestros padres y nuestros abuelos, no lo volviéramos a vivir nosotros.

Fotografía: @elperiodico

Procuró ‘ese abrazo’ y ‘ese olvido’ para que los españoles dejásemos de mirar hacia atrás, y empezásemos a mirar hacía adelante. Sin olvidar nuestro pasado, pero olvidando y perdonando; mirando al futuro con firmeza y esperanza. Esa actitud solo puede salir de una persona con la responsabilidad política y con la altura intelectual y moral de Manuel Fraga.

Manuel Fraga fue un hombre de ley y de autoridad, sí, pero también de consenso, de diálogo, y de cesiones, porque sólo desde estas atalayas, al final de la década de los setenta se lograban estos objetivos. Fue un político con mayúsculas, que siempre antepuso el bien general por delante de los intereses de su partido. Desde el año 1962 que asumió la cartera del entonces denominado Ministerio de Información y Turismo hasta el año 2011 que acabó siendo senador en las Cortes Generales. Y en este intervalo de tiempo, lo fue todo en la política española. Un referente incuestionable por su buen hacer y, algo que no está de moda, por su decencia y su honradez personal.

Fotografía: @lavozdegalicia

Mucho ha llovido desde entonces. Muchos políticos, y politiquillos, han pasado por el escenario político español. Pero muy pocos de la talla política, intelectual, y humana de este gallego universal cuyo objetivo no era otro que mejorar la vida de los españoles y, especialmente, de los gallegos.

Se acaban de cumplir diez años de su desaparición, y su figura se sigue recordando por su ejemplaridad y su honestidad. Valores de los que hoy día poquísimos políticos pueden presumir.

Manuel Fraga es una referencia incuestionable de la mejor política española. Un ejemplo para muchos.

Otros muchos también lo son. Pero de la peor. De la más nefasta, de la que no merece ni media línea ni en este blog ni en ninguno. Sin embargo, Manuel Fraga se merece todas las líneas. Es la diferencia entre los políticos honrados y los indecentes. Y como él diría, ‘haberlos hailos’. Por desgracia, demasiados.

 

Impactos: 9

Manoseando el español

El idioma español es el cuarto idioma más hablado del mundo con más de quinientos millones de personas hablantes en los cinco continentes. Se estudia en más de un centenar de países, siendo cada vez más personas las que muestran su interés por nuestra lengua.

Fotografía: @Fundeu

Estos datos se deben en una buena parte a instituciones como la Real Academia Española, el Instituto Cervantes o la Biblioteca Nacional de España que se dejan la piel para que nuestra lengua madre sea una de las lenguas más universales a lo largo y ancho del mundo.

Como diría un ‘nini’ que se lleva cada mes cinco mil eurazos exclusivamente por intentar destruir lo que nuestros padres y nuestros abuelos construyeron con su sangre, su trabajo y su esfuerzo, “esto no lo digo yo”, esto son datos constatables y referénciales.

Nuestro idioma es una de las mejores demostraciones de la llamada ‘marca España’. Como dijo Su Majestad don Felipe VI en el acto de conmemoración del 70º aniversario de la Asociación de Reales Academias «nuestra lengua común es el valor que más nos identifica y que suscita verdadero respeto y admiración en el mundo». Estas palabras del monarca, por sí mismas tendrían que llenarnos de orgullo y ser el mejor baluarte para defender nuestro idioma hasta en el rincón más minúsculo de España.

Si cada vez hay más ciudadanos en el mundo interesados por aprenderlo, ¿qué motivos hay para que los españoles, con independencia de nuestro lugar de residencia y de nuestro origen, no lo defendamos y lo protejamos?

Pero evidentemente esto es una utopía, ya que hay determinados lideres políticos que se dedican a jugar a virreyes de la época de Felipe II, y cada mañana nos regalan una estupidez nueva en forma de traición a nuestro idioma, y a nuestra Historia. En consecuencia, a nuestra cultura.

El escenario es poco decente por no decir nada, y muy mugriento,

Fotografía: @libertadddigital

Por un lado, tenemos a ese niñato llamado Gabriel Rufián, al que le gusta mucho los numeritos de circo en el Congreso de los Diputados. En estas haciendas es único; se las pinta sólo para montar el circo un día sí, y otro también. En un arrebato de arrogancia y soberbia inconmensurables, consciente por otro lado, que Pedro Sánchez y sus palmeros van a comer en su mano, pone una exigencia obscena para apoyar los Presupuestos Generales del Estado:  las plataformas digitales (Netflix, HBO, y otras) tienen que emitir el 6% de sus contenidos, doblaje y subtitulación en lenguas cooficiales. Y Sánchez cede…  asegurándose así, seguir calentando el asiento del Palacio de La Moncloa, al menos, un año más. Antes que sentarse con el Partido Populary escuchar su opinión, prefiere sentarse con los que un día sí y otro también dan patadas a la Caonstitución y escupen a la figura del Jefe del Estado y a los simbolos de nuestra nación. Ése es el nivel.

Fotografía: @expansioncom

En paralelo a esto, el compi yogui de Rufian que mangonea en Cataluña con los que en 2017 dieron una patada en la cara a la Constitución de 1978 dejan a los pies de los caballos a una familia de Canet. Pere Aragonés vuelve la espalda a una familia catalana, que sólo ha cometido un delito: defender el derecho legal de su hijo de cinco años a recibir el 25% de las asignaturas en castellano. Aragonés les ha negado este derecho y Pedro Sánchez les ha vuelto la espalda a cambio del respaldo de ERC para sacar adelante los Presupuestos Generales del Estado. Ésta es la decencia de unos y otros.

Y en medio de esta situación tan bucólica otro virrey autonómico quiere liarla manoseando el español, también por un puñado de votos. Hablo de Adrián Barbón, Presidente de Asturias, que quiere imponer una ‘cooficialidad amable’. Dicho en cristiano: quiere imponer una lengua que no existe. Otro que no se entera de nada. Y en este punto me acuerdo de lo que en 2017 dijo aquel agente de los Mossòs a un independentista. Pues eso…

Fotografia: @ESDiario_com

Una cooficialidad nunca puede ser amable. Según el diccionario de la Real Academia, en su primera acepción, define esta palabra como «digno de ser amado» y en su segunda acepción «afable, complaciente, afectuoso». ¿Alguien se imagina un idioma afectuoso? Otro ejemplo de la manera de actuar de los compis yoguis de Sánchez y de la ya jubilada Adriana Lastra…

La imposición de un idioma no es ética ni tampoco decente. Lo que está sucediendo en Asturias es vergonzoso a todas luces. Al igual que lo que está sucediendo en Cataluña. Es un atropello a las libertades.

Pero lo más grave de Asturias es que para conseguir este logro tan corto como maloliente, Adrian Barbón, lo está intentando por la puerta de atrás. Para eso busca el apoyo de otro partido, de corto recorrido, que está en fase de liquidación. Foro Asturias ni está ni se les espera, a pesar de que mientras llega ese momento enredan, y enredan, y vuelven a enredan para enfangar todo lo que hay en su entorno. Barbón ha permitido que Foro tenga grupo parlamentario propio, con tan sólo dos diputados -que en realidad es uno, porque apenas se cruzan un triste ‘buenos días’  siquiera por whatsapp de escaño a escaño- dando una solemne patada a la norma que dice que no es posible que la Junta General tenga grupos parlamentarios con menos de tres diputados.

Pero para el Presidente de Asturias esta norma no existe. Todo a cambio de un puñado de votos. Todo a cambio del un mangoneo tan mohoso como deshonesto. A ver si se entera de una ve. En Asturias sólo vale la Ley de uso y promoción del bable/asturiano de 1998. Lo demás son ganas de enredar y de manipular.

Fotografía: @expansioncom

Da asco, y vergüenza, que se mercadee con un idioma como el español, a cambio de un puñado de votos, negociados en cuartos oscuros para seguir manteniendo calentito un sillón.

Podría seguir poniendo otros ejemplos de indecencia política, en donde el virrey de turno hace y deshace a cambio de un puñado de votos. Mientras tanto Pedro Sánchez sigue comiendo en sus manos, y sigue tocando el arpa muros adentro de La Moncloa. No lo voy a hacer. Estos ejemplos son suficientes para ilustrar hasta qué punto se manosea el español y se usa como un trapo sucio que se tira a la cara al más puro estilo barriobajero.

Cada cual puede hablar en la lengua que quiera pero sin imposiciones y con total libertad. En el momento que tropezamos en el piedra de la imposición y de la prohibición se vuela por los aires cualquier aroma de libertad que debe prevalecer en una democracia de verdad. Y esto tendría que tenerlo muy claro, y aplicarlo Pedro Sánchez, y todos los Presidentes autonómicos. Un ejemplo de esa libertad es Galicia, en donde mayoritariamente se habla gallego pero desde el respeto y la libertad.

Toda imposición lingüística sin argumentación cultural y jurídica es un atropello a los valores constitucionales del 78. Es una forma política de crear ‘chiringuitos’ y agradecer los servicios prestados a los amigos de turno. Pero lo más grave es una manifiesta falta de respeto a los más de quinientos millones de personas que hablan el español en el mundo, y a quienes se dejan la piel por cuidar, divulgar y enseñar nuestra lengua. Lo dijo nuestro monarca, lo han refrendado numerosos académicos de la Real Academia, “uno de nuestros valores como nación es nuestro idioma”. Para algunos es la diana perfecta para dividir y enfrentar a la sociedad.

También a las familias. Pero quienes dividen y separan no se dan cuenta de un pequeño detalle: la gente tiene memoria, especialmente a la hora de votar. Siempre se acuerda de quien ha aglutinado y ha trabajado en torno a los valores constituciones, y quienes han sembrado la división y la separación. Y hoy por hoy, Sánchez y sus palmeros dividen más que aglutinan. Es más,  sólo saben fragmentar y enfrentar. Únicamente por mantener calentito el asiento del Falcón.

Impactos: 7

La imagen

Durante mi reciente viaje a Zaragoza he podido recoger la opinión de muchas personas de mi entorno más cercano, y otras no tanto, en relación a la vida política aragonesa. Todo el mundo coincide en lo mismo: la buena sintonía que existe a nivel institucional entre el Presidente del Gobierno de Aragón, el socialista Javier Lambán, y el alcalde de Zaragoza, el popular Jorge Azcón. Desde la discrepancia política e ideológica, saben aparcar las siglas para poner sobre la mesa los verdaderos problemas que afectan a los ciudadanos de Aragón y, especialmente de Zaragoza.

La discrepancia política e ideológica no debe afectar a los problemas que afectan a la sociedad. Los dos grandes partidos constitucionales, PP y PSOE, están para hacer política, para resolver los problemas de los ciudadanos, para buscar soluciones a los desafíos de la sociedad. Y esto no es una opción.

Lamentablemente, en muchas ocasiones algunos no lo ven así. Poner un cordón y desoír todas las propuestas que se hacen desde el principal partido de la oposición no es ético. Es incendiar las calles de la política, y eso ni es decente ni es ético.

La imagen y la actitud del alcalde Azcón y del Presidente Lambán es un canto de esperanza a que otra forma de hacer política es posible. Basta con emplear, en palabras del Profesor Emilio Lledó, unos “grumos” de voluntad, compromiso, diálogo, y respeto institucional.

En el Día de la Constitución, algunos tendrían que darse cuenta que escuchar y sentarse con él principal partido de la oposición no sólo no es una opción, sino que debería ser la única forma de hacer política. Pero si no saben hacer política, ya saben cuál es la solución. No es necesario que yo lo especifique, ¿o sí?

Impactos: 11

La democracia no es “quemar vivo” a nadie

Cuando mi padre regresó de San Sebastián (allá por los años ochenta y tantos), en la época en que ETA era implacable e inmisericorde, después de sufrir sus secuelas , siempre le escuché lo mismo: «El problema vasco tiene que acabar de una vez porque España no se puede permitir otros mil muertos, aunque la solución no guste a nadie». El tiempo ha acabado dándole la razón. Ha acabado y de una forma que no gusta a nadie, al menos a los demócratas. ETA ha dejado de matar pero sus cachorros siguen cabalgando a sus anchas sin que nadie, especialmente desde algunos escaños del Congreso de los Diputados hagan absolutamente nada por detener este huracán de odio, antipatía y asco a todo lo que no represente al pueblo vasco.

Fotografía: @elmundoes

Es una absolutamente vergüenza lo que le ha sucedido a Mikel Iturgaiz, hijo del Presidente del PP Vasco, Carlos Itúrgaiz, cuándo practicaba deporte. Amenzarlo con ‘quemarlo vivo’, entre otros ‘piropos’ se define por si solo. Esta situación, además de merecer la repulsa y condena del total de la sociedad española, no deja de ser una evidencia más de que el problema vasco no ha terminado. Sigue latente. Sigue vivo. El odio se sigue paseando de manera desbocada por las calles del País Vasco sin que nadie le frene. Y esto resulta peligroso, porque nos retrotrae a épocas pasadas que algunas generaciones no vivieron, y otras que sí vivimos, deseamos olvidar.

La democracia consiste en llegar a acuerdos con quien no piensa como tu, a consensuar opiniones diferentes para lograr una sociedad mejor, más justa y libre. Igual que sucedió en los años setenta y muchos, en los albores de la democracia. Pero lo que no es aceptable, lo  que no es normal, lo que se sale de toda frontera democrática es que alguien amenace a otra persona con ‘quemarla viva’ porque no piensa con ella. Además de antidemocrático, eso es constitutivo de delito. Estas actitudes no caben en un país civilizado y moderno. No pueden formar parte de una sociedad civilizada, moderna, que apuesta por la investigación, por la ciencia, por el diálogo. Se autoexcluyen, y se marginan por sí solas.

Lo  que le ocurrió a Mikel Iturgaiz le ocurrió, décadas pasadas, a cientos y cientos de valientes, que vistiendo o no, de gris, de marron, de azul, de verde, o de cualquier otro color, defendían la libertad y la democracia en todos los rincones del País Vasco. Y esta gesta es una demostración del sentimiento de odio que todavía anida en la sociedad vasca hacía todo lo que no sea vasco o hacia aquel que no piense como ellos.

Fotografía: @elmundoes

Pero esto aún es más grave si comprobamos que el Gobierno de España se sustenta en los ‘lideres’ de estos cachorros. Dicho de otro modo, quienes callan y otorgan, porque en el fondo aplauden hasta con las orejas con estas tropelías son los que alimentan la continuidad de Pedro Sánchez y su Gobierno intramuros del Palacio de la Moncloa. Esto no es ético. Tampoco honrado por parte de nadie. Menos aún decente.

Echo de menos un mensaje de condena por parte del Gobierno ante estas amenazas. Al revés ya se hubiera pronunciado, Pablo Casado y el Partido Popular Pero esta política de callarse y ponerse de perfil ante determinadas cuestiones para no enfadar a los compañeros de mesa no es digna de un Presidente y de un Gobierno responsable.

La democracia española necesita un PSOE y un PP fuertes, cohesionados, serios, que se den la mano –y se olviden de las siglas- ante los grandes desafíos nacionales, ya que hay cuestiones que afectan a todos los españoles. Solo se pueden coser desde Génova o desde Ferraz. Pero siempre con unidad política y sin equidistancias absurdas. Se necesita más perspectiva política e institucional. Siempre.

Impactos: 7

Cuando la confianza dinamita la política…

Es conocida la buena relación existente entre el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida y la actual Delegada del Gobierno en la Comunidad de Madrid, Mercedes González Fernández.

Sin embargo, esa relación saltó por los aires el pasado miércoles día 12 en el marco de una rueda de prensa para anunciar las nuevas medidas de seguridad  La discusión, se desarrolló en tono jocoso por partes de ambos, especialmente por parte del portavoz nacional del Partido Popular y Alcalde de Madrid.

Lo curioso es que la Delegada del Gobierno se lo tomó mucho más en serio, replicando a su amigo y adversario político en un tono que rozaba el descaro,.

Aquí tienen el video:

 

Juzguen ustedes…

 

Impactos: 13

En el aniversario de Manuel Giménez Abad

Fotografía: @Twitter

Eran las 18,45 horas del domingo 6 de mayo de 2001. Como de costumbre, el entonces Presidente del Partido Popular de Aragón, Manuel Giménez Abad acudía al Estadio de La Romareda para presenciar un partido del Real Zaragoza. Como siempre, le acompañaba su hijo Manuel.  Pero unos terroristas malnacidos (a los cuales, ahora el Gobierno de Pedro Sánchez les invita a café, copa y puro), tenían otros planes para él. En plena calle, sin mediar palabra, le asestaron tres disparos: dos en la nuca y otro en el estómago. Su muerte fue prácticamente instantánea. Los zaragozanos volvimos a enmudecer de nuevo. De nuevo, el zarpazo, traidor y asesino de ETA volvía a imponer su ley en nuestra ciudad.  ETA no terminaba de entender que no tenía cabida en Aragón.

Hoy se cumplen veinte años de aquel asesinato despiadado y es obligatorio recordarle. También hay que recordar la figura de un gran constitucionalista, una de las grandes figuras que nos ha regalado la política aragonesa de las últimas décadas.

Fotografía: @el_pais

Quienes, de una forma u otra,  conocimos a Giménez Abad sabemos que este ‘navarrico’ criado en Jaca y afincado en Zaragoza tenía un denominador común con el Presidente Santiago Lanzuela, de cuyo Gobierno ocupó el Departamento de Presidencia y Relaciones Institucionales.  Su prioridad, Aragón y España. Siempre bajo el paraguas de la Constitución de 1978 y del Estatuto de Autonomía de Aragón. Sus señas de identidad eran la decencia, la ética, la responsabilidad,  la honradez, la ejemplaridad… No entendía otro lenguaje. No conocía otro modus vivendi. Esta hoja de ruta la aplicó siempre. Como Consejero del Gobierno de Aragón. Como Diputado en las Cortes de Aragón. Como Senador en las Cortes Generales. Como Presidente del Partido Popular de Aragón.

Como jurista fue todo un referente de carácter nacional. Sus reflexiones sobre Administración Pública se vieron reflejadas en diversos trabajos, que se plasmaron en publicaciones de gran calado: la Revista Española de Derecho Administrativo, Documentación Administrativa, Revista Vasca de Administración Pública, Autonomies (Revista Catalana de Derecho Público) o la Revista Aragonesa de Administración Pública. De esta última fue miembro de su Consejo de Redacción. En otro orden de cosas, fue coordinador de la obra colectiva Derecho de las Instituciones Públicas Aragonesas. En esta última publicó dos trabajos: El Presidente y el Gobierno de Aragón y La Administración de la Comunidad Autónoma de Aragón. Como se observa era un jurista nato cuyos estudios y trabajos impregnaron toda su actividad institucional, política y legislativa.

Fotografía: @AragonNoticias_

Al día siguiente de su asesinato, la ciudad de Zaragoza salió en masa a la calle. Más de trescientas cincuenta mil personas en una única voz de repulsa. Bajo una unidad política sin fisuras. Una condena unánime de toda la sociedad aragonesa ante el asesinato de un hombre bueno, un político imprescindible, un político necesario.

Su funeral, y posterior entierro en Jaca, en dónde había pasado una buena parte de su juventud, fue otro baño de multitudes. Presidido por el Presidente José María Aznar, y al que también asistió el entonces Ministro del Interior Mariano Rajoy, volvió a ser una nueva manifestación de repulsa de la sociedad aragonesa ante la barbarie terrorista. Una más.

Han transcurrido ya veinte años de la muerte de Manuel Giménez Abad. Su recuerdo sigue muy vivo. Además de sus trabajos como jurista, se creó la Fundación Manuel Giménez Abad de Estudios Parlamentarios y del Estado Autonómico, fundada por las Cortes de Aragón, el Ayuntamiento de Jaca, Ibercaja y la Caja Inmaculada; las Cortes de Aragón le impusieron a título póstumo la Medalla de la Institución; en la ciudad de Zaragoza se inauguró el Puente Manuel Giménez Abad sobre el Ebro; el Real Zaragoza entregó a sus hijos la máxima distinción del club: la insignia de oro y brillantes, concedida a su padre a titulo póstumo…

Fotografía: @NoticiasdeAlava

Hoy, veinte años después se van a celebrar tres actos de homenaje organizados por otras tantas entidades. El Ayuntamiento de Zaragoza le recordará con el descubrimiento de un placa conmemorativa en la zaragozana calle de Cortes de Aragón, en el punto exacto en el cayó asesinado a manos de los terroristas de ETA; las Cortes de Aragón, junto a la Fundación Manuel Giménez Abad, como ya es tradicional, celebrarán un homenaje en el marco del ya tradicional ‘Homenaje a la Palabra’, que este año será más significativo si cabe; y el Partido Popular de Aragón está trabajando también en un homenaje, posterior a estos dos actos, en los que participará la familia, líderes de la dirección nacional del Partido Popular, y de aquellos que le acompañaron en su trayectoria.

Como ya he dicho en varias ocasiones, parafraseando a Lisardo de Felipe, Manuel Giménez Abad era un “político útil” para Aragón. Yo añado, y decente. Algo que escasea bastante en la actualidad.

Impactos: 31

El tsunami Ayuso

Fotografía: @expansioncom

La jornada de ayer en la Comunidad de Madrid pasará a la historia de nuestra democracia por diversos motivos. Uno de los más significativos: la participación. La gente acudió en masa a ejercer su derecho constitucional de ejercicio del voto. Desde primera hora de la mañana, las imágenes de las televisiones y de las redes sociales hablaban por sí mismas. A la vez, nos daban un mensaje implícito en clave de comunicación política. Cuando un gestor político toma decisiones, aunque se equivoque en ocasiones, si en términos generales, la sociedad está satisfecha con su gestión, va a responder a su llamada. Y la sociedad madrileña mayoritariamente ha acudido a las urnas tras a la llamada a la participación de todos los partidos políticos, pero especialmente del Partido Popular y de la Presidenta y candidata a la Presidencia de la Comunidad de Madrid Isabel Díaz-Ayuso.

La noche electoral de ayer nos dejó varias claves políticas importantes, que conviene analizar con la serenidad que corresponde.

Fotografía: @AgenciaAtlas

En primer término, Ciudadanos bordea el precipicio de la desaparición. La formación naranja que lidera Arrimadas se queda fuera de la Asamblea de la Comunidad de Madrid. Seis años después de irrumpir en la política nacional, se han convertido en una fuerza absolutamente irrelevante. De 26 diputados que tenía a cero diputados. Una debacle mayúscula. Pero como ya nos tiene acostumbrados la Cruella de Vil de la política española, en ese partido no dimite nadie. Demasiado orgullo. Muy poca humildad, y ninguna autocritica. Pésima hoja de ruta.

En otra casa que pintan bastos y que están muy necesitados de autocritica y de «bajar los decibelios» es Ferraz. El batacazo de Gabilondo ha sido mayúsculo. Los ciudadanos le han cobrado en una única factura los continuos desastres de la gestión de la pandemia de la Covid19. Le han enviado un recadito a Sánchez, que no ha tenido la decencia de poner los pies en Ferraz arropando a su candidato. Los errores en política se pagan en caro. Y los ciudadanos se cobran las facturas en las urnas. Aunque Sánchez siga tocando el arpa y mirando a otro lado. A lo lejos ya se escuchan los tambores de guerra en Aragón y en Castilla La Mancha. Contentos están los barones

Fotografía: @NiusDiario

Hace unos días, en pleno fragor de la batalla de la campaña electoral, bromeaba la Presidenta Díaz-Ayuso de que se tuviera cuidado con lo que se hacía «a ver si España le iba a deber tres». Y anoche se cumplió porque el resultado de Podemos fue tan estrepitoso que su ‘amado’ líder huye, en vez de hacer frente al fracaso; no tiene el valor de remangarse y hacer frente a la situación del partido. Para Pablo Iglesias, lo más cómodo es dimitir. Lo responsable, lo ético, lo decente hubiera sido hacer frente a la situación. Pero hay palabras que no entran en el lenguaje del ex vicepresidente. Lo fácil es evadirse.

Aumentar.42.000 votos en una convocatoria electoral como la madrileña es insignificante. Asumiendo que Vox aumentó un diputado, en términos generales perdió relevancia. Y esto es otro mensaje en clave política. La gente no quiere extremos, huye de la polarización. Necesita la moderación, y eso sólo lo puede ofrecer el Partido Popular. No obstante, es importante este aumento porque permitirá que Díaz-Ayuso gobierne desahogadamente. Sin sobresaltos naranjas ni boberías.

El revolcón –literal- que Mónica García le ha dado a Gabilondo sin que éste ni se haya inmutado es estratosférico. No en vano, Más Madrid entraba en el ring electoral con una ventaja añadida en su DAFO particular. Para muchos, la anestesista es la mejor candidata del bloque de la izquierda. Y está ventaja el partido de Errejón la ha aprovechado consciente de que tanto PSOE como UP no terminaban de conectar con el electorado y la sociedad madrileña.

Fotografía: @EconomiaED_

Pero goleada, el tsunami ha llegado de la mano de Isabel Díaz Ayuso. Tras una campaña en la que ha sido objeto de todo tipo de zancadillas,  criticas, insultos, y diana de lo mejorcito de cada casa, anoche arrasó. Llegó 65 diputados de los  de los 136. Así, Ayuso podrá gobernar sin Vox. La goleada fue en los 21 distritos de la capital, en los de alta renta y en los de media y baja. Este tsunami también trajo otra ventaja importante: reforzar la ‘marca PP’ y el liderazgo del Presidente Pablo Casado, especialmente después de abortar las intentonas golpistas de Murcia y Castilla y León.

Por contrapartida, la figura de Pedro Sánchez ha quedado muy dañada y puesta en evidencia. Los próximos días serán claves para comprobar el futuro político del Gobierno de Sánchez y su liderazgo dentro del partido.

Sin ninguna duda, la estrategia política de Díaz-Ayuso activando el botón electoral el mismo día que se presentó la moción de censura en Murcia ha sido fundamental para recuperar la marca y el liderazgo del centro derecha español.

Fotografía: @telemadrid

Queda una incógnita por resolver en este puzzle. Si los resultados son la sentencia de Pedro Sánchez como Secretario General y como Presidente del Gobierno. El hecho de no salir del Palacio de la Moncloa para seguir la noche electoral desde Ferraz es un gesto que indica que las aguas bajan turbias. Tan obscuras  que cada vez se ve más próxima la entrada en la Moncloa de Pablo Casado. Ahora el bloque de la derecha vapuleó al de la izquierda, al que superó en más de 15 puntos. Hace dos años, la diferencia fue de tres puntos a favor de la derecha.

Dicho de otro modo, el tsunami Ayuso le ha abierto las puertas a Sánchez para que las cierre al salir. A su vez, se las ha abierto a Casado para que entre en el Palacio de la Moncloa más pronto que tarde. Otro tsunami que se acerca. De norte a sur de España.

Impactos: 11

¡Basta ya!

El grado de polarización de la política española sobrepasa con creces la campaña electoral a la Asamblea de la Comunidad de Madrid.

Se siguió calentando los ambientes el pasado viernes en el debate organizado por la Cadena Ser y transformado en arrabal barriobajero por Pablo Iglesias y por Rocío Monasterio. Y ayer la situación aún se enrareció más cuando a Ministra Reyes Maroto recibió una navaja ensangrentada.

Fotografía: @eswikipedia

Las amenazas de muerte al Ministro del Interior, a la directora general de la Guardia Civil y a Pablo Iglesias sólo vinieron a confirmar lo que la sociedad española ya sabía. Se está dinamitando el consenso y el espíritu de la Transición; aquel momento histórico en él que hombres tan opuestos como Manuel Fraga y Santiago Carrillo fueron capaces de mirarse a la cara, aparcar sus intereses y priorizar los intereses de los españoles.

Fotografía: @elespanolcom
Seguir leyendo

Impactos: 4

¿Y ahora, qué?

Fotografía: @publico_es

Quedan pocos días para que finalice el Estado de Alarma. Desde hace varios días no son pocos los presidentes autonómicos, alcaldes, y otros cargos institucionales que han puesto en la mesa esta pregunta. ¿Y ahora qué? Es evidente que el Gobierno de Pedro Sánchez no tiene un plan, salvo coartar los derechos fundamentales de los españoles.

Es evidente que la pandemia de la Covid-19 cogió con el pie cambiado a todos. Pero un año después es tiempo para aprender la lección, especialmente cuando se observa que otros países se han aplicado y están gestionando bien esta pandemia.

Sánchez y su muchachada está gobernando a golpe de lo que el sociólogo polaco Zygmunt Bauman definió como «política líquida»: es decir, una política sin valores, sin programa, sin proyecto, sin rumbo, sin liderazgo. Que nadie se llame a engaño. Pedro Sánchez no lidera su Gobierno. Es un peón más dentro del tablero del Gobierno que preside él. Pero que gestiona de forma omnipotente el Doctor Bacterio.

Esta forma de gobernar, muy típica de los gobierno sin estructura y sin proyecto, exige que las comunidades autónomas se vean obligadas a gestionar en solitario. No hay nada de co gobernanza. Esa tan manoseada expresión a la que tanto aluden Sánchez y Montoro.

Fotografía @elperiodico

No perdamos de vista que estamos en plena pandemia mundial, y, por tanto, las medidas a adoptar no pueden mantenerse al margen de otras administraciones. Tampoco a espaldas de Bruselas. La sociedad ha quedado muy herida a consecuencia pandemia. Ha sufrido daños de salud, pero también daños, morales, sociales, económicos, cuya reconstrucción económica y social requiera una unidad institucional que va más allá de las siglas políticas. Pero Pedro Sanchez esto no lo entiende. Y emplea aquello de «o conmigo o en contra de mi». No se da cuenta de que un país no se reconstruye entre buenos y malos, o altos y bajos. Se repara entre todos, y aportando cada uno lo mejor que puede aportar.

Desde el año 2020, Pedro Sánchez se ha dedicado exclusivamente a escuchar sólo a los suyos, despreciando todo lo que procedía del resto de partidos. Ya no hablemos de sectores como el sanitario, con el que ni siquiera ha tenido el gesto de crear un comité técnico de expertos independientes que pudieran asesorarle, como han hecho la mayoría de los países. Su prepotencia y su despotismo le impiden ver el bosque.

Fotografía: @rtve

El resultado lo hemos visto todos. Las consecuencias están ahí. Una dejación absoluta de funciones que aboca a la pérdida de derechos fundamentales en el propio Estado de Derecho. No legislar en condiciones implica esto. Y legislar ‘medidas cuquis’ para captar votos también. No sirve con legislar sólo para limpiar la imaginar y en un plano electoral. En una situación de pandemia mundial, hay que legislar en clave sanitaria, social y económica. Siempre con el mismo objetivo. Qué tus ciudadanos no se hundan más de lo que les hunde la propia pandemia sanitaria y económica.

Ha quedado evidentemente demostrado que el Gobierno de Pedro Sánchez es un manifiesto fracaso sin futuro y sin proyecto. Como decía antes, política líquida. Ni siquiera han sido capaces de crear un marco jurídico para legislar ante nuevas emergencias sanitarias.

Ante esta situación, el próximo día 9 que finalizará el Estado de Alarma, muchos españoles se preguntan eso: ¿y ahora, qué? Como decía antes, esta misma pregunta se la hacen presidentes autonómicos, alcaldes, y otros cargos institucionales. Observan cómo han muerto más de cien mil españoles a causa de la pandemia, más cien mil empresas cerradas, el número de autónomos que han tenido que cerrar se ha disparado… pero el Gobierno de Sánchez sigue jugando al Candy Crush de forma miserable.

Ha quedado demostrado que no hay una autoridad sanitaria responsable que coordine esta pandemia a nivel territorial, tanto entre comunidades autónomas como a nivel internacional.

Fotografía: @elespanolcom

En medio de todo ello, no atienden propuestas sensatas realizadas, por ejemplo, desde el Partido Popular. Propuestas que pasan, en el plano sanitario, por la creación por una agencia nacional de salud pública o la transformación del Sistema Nacional de Salud, que pase inexorablemente por su digitalización. Y así se de lugar a la historia clínica digital y única. A la población hay que hacerle la vida fácil. No tiene ningún sentido que en una situación de normalidad, haya movilidad entre comunidades y, ante un problema de salud, un médico no tenga acceso a la historia clínica de un paciente por no encontrase en su ciudad de empadronamiento.

El día 9 acabará el Estado de Alarma y si Pedro Sánchez no reacciona antes, España, de nuevo, se enfrentará a un nuevo caos jurídico, sanitario, y económico sin precedentes. Será una anarquía absoluta. Con un protagonista principal: Pedro Sánchez, cuya gestión es una demostración de desvergüenzas, torpezas y fracasos absolutos. Y le seguirán votando. Siempre hay un ofuscado para un inservible.

Impactos: 4

Un año sin Lanzuela

Fotografía: @abc_es

Hoy hace un año que Aragón perdía a uno de sus hombres más útiles, que diría el periodista Lisardo de Felipe. Hoy hace un año que Aragón perdía al Presidente Santiago Lanzuela, un hombre moderado, un Presidente necesario, un político de altura. En resumen, un gestor eficaz que durante su trayectoria política e institucional le tocó lidiar en no pocas plazas complicadas. Siempre puso la decencia, la ética, la política con mayúsculas, a Aragón y a España por delante cualquier otro interés.

Éste era su ADN político. Su modo de entender la gestión política tanto a nivel autonómico como a nivel nacional. Bajo estos parámetros estuvo al frente del Gobierno de Aragón entre 1995 y 1999. Fue el gran impulsor del desarrollo económico y social de la comunidad y. más particularmente, el propulsor más tenaz de la tan famosa y más que necesaria Autovía Múdejar entre Zaragoza, Huesca y Teruel; un nudo de comunicaciones por carretera que vertebra la comunidad y la transforma, sacando a la provincia de Teruel del ostracismo que supone el hecho de estar aislada por autovía.

Como se dice vulgarmente, Lanzuela no daba puntada sin hilo, y cualquier acción siempre la encaminaba al mismo objetivo: Aragón y España. En su prolífica hoja de servicios podemos destacar para Aragón y los aragoneses que fue fundador del Instituto Aragonés de Fomento en 1990, del que fue su primer presidente. Impulsó y presidió el Centro Europeo de Empresas e Innovación de Aragón. También fue el primer presidente de la Fundación Santa María de Albarracín. Entre otros reconocimientos, fue nombrado Hijo adoptivo de Albarracín, recibió la Orden del Mérito Civil (Encomienda de número) y la Orden de Rubén Darío de Nicaragua.

Fotografía: @heraldoes

No hay ninguna duda de que este cellano es lo que popularmente se llama “un hombre bueno”, un tipo dialogante. No en vano, Aragón es tierra de pactos. El pacto es la identidad de los aragoneses y él lo llevaba en los genes. Un año después de su partida se le sigue echando de menos porque Lanzuela pertenecía a ese club exclusivo de personas que dejaban huella allí por dónde pasaran debido a su talante, a su forma de trabajar, de entender la política, el territorio, su partido, el Partido Popular que llegó a presidir en Aragón, y por otras muchas cuestiones cuya lista sería interminable. Como decía el Presidente Lambán en su perfil de twitter con motivo de su fallecimiento «fue con mucha dignidad el Presidente de todos los aragoneses».

La pandemia de la Covid19 nos ha arrancado infinidad de personas de nuestro entorno, unas muy próximas y otras no tanto. Pero, en términos generales, siempre nos unían vínculos afectivos, familiares, profesionales… de cualquier índole. A mí, con el Presidente Lanzuela me unió un vínculo profesional. Y, aunque parecía una persona distante, la verdad es que no lo era. Ya lo he comentado, y no me duelen prendan en repetirlo. De él, guardo en mi retina una imagen para el recuerdo.

Fotografía: @periodicoaragon

Fue en el año 1996, durante la riada del camping Las Nieves, en la localidad oscense de Biescas. Recibió a Sus Majestades don Juan Carlos y doña Sofía en mangas de camisa y, como se dice coloquialmente, ‘de barro hasta las orejas’. Lo importante, las victimas, sus familias y la magnitud de catástrofe, que se había cobrado alrededor de noventa victimas mortales y doscientos heridos.

Hoy, un año después de su adiós es importante reivindicar la figura política y el legado de Santiago Lanzuela. Su impronta ha quedado bajo las paredes del Edificio Pignatelli, esa antigua Casa de Misericordia, luego transformada en Hospital Real, y hoy convertido en la sede institucional del Gobierno de Aragón.

Nuestra memoria es frágil. Pero no conviene perder la perspectiva del tiempo. En el año 1982 se aprobó el Estatuto de Autonomía de Aragón. Entonces, como decía Machado, no había camino, sólo estelas en la mar. Hoy, gracias a hombres como Santiago Lanzuela, los aragoneses tienen el compromiso de hacer camino al andar.

Impactos: 753

Toni Cantó y el mercado de primavera

La convocatoria electoral del 4 de mayo por parte de la Presidenta Isabel Diaz-Ayuso ha activado el mercado de verano de los fichajes del centro derecha moderado que lidera Pablo Casado a nivel nacional, y que en Madrid tiene sus máximos exponentes en la figura de su Presidenta autonómica y en la del alcalde Martínez-Almeida. El primer fichaje ha sido el de Toni Cantó. Un fichaje esperado por muchos y escupido por otros tantos. Como diría Paco Marhuenda, ayer la izquierda mediática vertió ríos de tinta quemada en contra del actor. Lo han tachado de todo, pero incluso desde sus propias filias naranjas. La excepción, Begoña Villacís que ha sido honrada, decente y políticamente inmejorable cuando ha afirmado que ella nunca iba a hablar mal de un amigo, y menos en público. Creo que es lo único honrado que le queda a Ciudadanos. Veremos cuánto tarda en decir que marcha de esa cueva.

Pero en medio de todo esto, hay otra circunstancia que también chirria más si cabe. Toda esta izquierda vocera que está protestando en contra del valenciano y de su nuevo salto de pértiga política, hoy aplaude hasta con las orejas el hecho de que Ángel Gabilondo haya fichado a Irene Lozano para que vaya de número dos de su lista. O dicho de otro modo, lo que hace Gabilondo, sea lo que sea, está bien hecho, pero lo que haga Díaz-Ayuso es abominable. En mi tierra y en toda tierra de garbanzos a eso se le llama “doble vara de medir”. En Madrid también. Como dice el periodista Luis del Pino, hay que tenerlos cuadrados.  

La irrupción de Toni Cantó en el tablero político madrileño junto a Díaz Ayuso es un grano al ya casi ex vicepresidente populista. Es un revulsivo importante y absolutamente necesario. El Partido Popular necesita ampliar ese centro derecha moderado y, sobre todo, requiere poner barreras al desembarque del populista Iglesias en la capital. El líder revolucionario no será bienvenido en ninguna zona de la capital, pero, si además se encuentra con un centro derecho sólido, contundente, fiable y que transmita confianza y progreso, aún lo tendrá más difícil y posibilitará que Diaz-Ayuso tenga asegurada la victoria de manera más tranquila. El trabajo es fácil. Será muy difícil que la Presidenta abandone el mítico edificio de la Puerta del Sol. Toni Cantó llega para reforzar y fortalecer ese mensaje, que el populismo es un mensaje caducado y trasnochado, que son ideas vacías y sin contenido. Madrid es una ciudad moderada y progresista, libre y democrática. Y estos valores los encarna como nadie Díaz-Ayuso y el Partido Popular. Todo lo que representan otros (indecencia, corrupción, chanchullos…), la Presidenta Díaz Ayuso representa lo contrario: gestión, formación, experiencia, servicio, vocación, trabajo, decencia… a pesar de que los primeros quisieran asaltar los cielos… y las plazas. Pero el tiempo ha puesto de manifiesto que ni una cosa ni otra.

Toni Cantó ha abierto el mercado de primavera de fichajes del Partido Popular. Ahora sólo cabe esperar e ir viendo cómo el personal, poco a poco va llamando  a la puerta de la calle Génova con tranquilidad, sin aspavientos, ni alharacas. El tiempo está poniendo a cada uno en su lugar. Las tropelías orquestadas en Murcia, Castilla y León e incluso Madrid desde Ciudadanos y el PSOE para derribar todo lo que oliera al Partido Popular no pueden resultar baldías. López Miras y Fernández Mañueco ganaron los intentos de moción de censura. Díaz-Ayuso ganará en las urnas. El futuro de Pablo Iglesias pasa por dedicarse a hacer crucigramas porque ya no será bien recibido ni en Vallecas. Gabilondo se dedicará a jugar a la petanca.

Esto es simplemente la hoja de ruta del futuro próximo de Sánchez. Como diría la escritora Ana María Matute, la vida siempre pasa factura porque nunca se queda con nada… Tampoco en política.

Impactos: 2

O limpieza o desaparición

Cada día que pasa vemos que el partido naranja se despedaza más rápida y profundamente, a la espera de lo que suceda mañana lunes en la reunión de su comité ejecutivo. Ayer, un histórico del partido dijo adiós a la vez que decía hola al Partido Popular. Fran Hervías lo ha sido todo en el partido naranja, primero en los días de sol de Albert Rivera, y después junto a la nociva y perversa Inés Arrimadas.

Fotografía: @elCorreoWeb

Ciudadanos tiene una herida abierta hasta lo más profundo de su ser. Una llaga que no tiene otra cura que no pase por la dimisión  de la presidenta del partido y sus lacayos, y a continuación la disolución del partido. En este momento el partido naranja es parte del problema y no la solución. Vinieron a lo que vinieron pero desde la marcha de Rivera nos han dejado un carrusel indecente de impresentables que, desde la propia cabeza del partido, sólo se han preocupado de mirarse su ombligo y su cuenta corriente. Me vienen a la cabeza demasiados nombres de jetas e indocumentados que, abrazos al color naranja, han resultado un verdadero fiasco y un fraude para la sociedad. Decía Adenauer que hay tres tipos de enemigos; los enemigos a secas; los enemigos mortales y los compañeros de partido.

Fotografía: @elperiodico

No le faltaba razón al político alemán porque los militantes decentes que hubiera en el partido naranja, que como en toda organización no me cabe duda de que también allí los hay, se han encontrado con su enemigo dentro de casa. La marcha de Fran Hervías es solo una gota en el océano porque ya se habla también de que Luis Salvador, el alcalde de Granada, también está negociando pasarse al Partido Popular. Y esto es sólo el principio del carrusel, porque aún quedan muchos nombres por pronunciarse. Como he dicho, la herida es muy profunda, y la hemorragia, abundante. Pero, lo más grave es que no hay cirujano que sea capaz de cauterizar la contusión. Por eso, Ciudadanos está clínicamente muerto, a la espera de que el lunes lo ingresen en la UCI como última alternativa posible. En el fondo y en la forma no será una alternativa. Será su sentencia final, afortunadamente.

Queda claro que en política para generar la confianza del electorado hay que ofrecer credibilidad, y Arrimadas no lo ha ofrecido nunca. Más bien, desde el principio ha abocado al partido a un carrusel de bandazos sin criterios ni orden bajo la batuta falsa de la moderación sin sentido ni criterio. No se puede tomar café con el Casado, y levantarte de la mesa para tomar otro café con Sánchez, teniendo en cuenta que Sánchez siempre irá acompañado de Echenique, Otregui y Rufian. Eso es indigno. Es inmoral y traidor. No se puede ni tomar un vaso de agua con un partido que se mantiene en el Gobierno con los votos de la izquierda republicana catalana que propulso el 1 de octubre, y con quienes vitorearon los tiros en la nuca de ETA. Eso no tiene calificativo.

Fotografía: @rtve

Y Arrimadas pretendía sentarse (que de facto ya lo ha hecho) con Sánchez y sus secuaces.  Qué pronto se le han olvidado las víctimas del terrorismo a la andaluza. La militancia de Ciudadanos tiene memoria y dignidad. Por eso consideran que la invasión que se pretendía hacer al Gobierno de Murcia no tiene ni medio pase, máxime cuando estábamos ante una bomba de racimo muy bien teledirigida para hundir todo lo que oliera y representara al Partido Popular en España, y cuyo elefante blanco era precisamente ella. O sea la tonta útil del PSOE.

Nada me daría más alegría que el lunes, el comité ejecutivo obligara a dimitir a Arrimadas y la largara a su casa. El partido necesita una catarsis. O limpieza o desaparición. Pero el lunes mejor que el martes. Y empezando por su presidenta. La culpable. La que desguazó el partido. No es decente. No merece estar en política. Y detrás de ella, los palmeros. Todos.

Impactos: 2

El final de la indecencia

Decía José Luis Sampedro que era más fácil divulgar la inmoralidad que la decencia. No le faltaba razón al malogrado economista y académico barcelonés, si nos atenemos a la concatenación de desvergüenzas e intrigas barriobajeras de Arrimadas y Ábalos (dirigidas en la sombra por el doctor Bacterio), a la que hemos asistido esta semana.

Fotografía: @A3Noticias

El intento de desestabilización de todo lo que oliera al Partido Popular por parte del partido naranja es inmoral, obsceno, y una desfachatez. Un iceberg que pretendía desestabilizar gobiernos autónomos y municipales de forma mafiosa e irresponsable. Y esta gesta se ha hecho en plena pandemia, por detrás, a oscuras, haciendo un mataleón al Partido Popular, traicionando los principios de Ciudadanos. La decencia de Arrimadas está por los suelos y el nivel de traición a los suyos ha llegado a cotas inescrutables.

Un intento de efecto domino que se neutralizó de forma impecable desde el corazón del PP, porque en política no vale todo. Cuando las cosas se hacen bien, como en los Ayuntamientos de Zaragoza o de Madrid, en la Xunta de Galicia, en el Gobierno de Aragón, en la Junta de Castilla de Castilla y León o en la Junta de Andalucía hay que decirlo sin pudor y con contundencia. Pero cuando nos tiramos a la piscina de la mugre, de la hipocresía, de la mafia más sucia y más oscura, hay que denunciarlo con contundencia.

Fotografía: @elespanolcom

El vodevil de esta semana ha resultado una tragicomedia con diferentes personajes cinematográficos a cual más variopinto. Desde Cruella de Vil personificada en Arrimadas hasta Vito Corleone representado en la figura de José Luis Ábalos. Y en  medio, Pedro Sánchez, que seguía tocando el arpa desde La Moncloa. Pero no se daban cuenta de que ‘el ayusazo’ les iba a salir rana. El hecho de que Diaz-Ayuso apretase el botón electoral, al margen de Aguado, iba a desestabilizar más y mejor a los naranjas, cuyo final está cada vez más cerca. Es evidente que con esta maniobra, y las corruptelas de Arrimadas, la Presidenta Diaz-Ayuso ha ganado en un pispas más 8 ó 9 diputados más de los que tiene actualmente en la Asamblea de Madrid.

La gente busca decencia y responsabilidad en la vida y en la política. Algo que sí ha demostrado el Partido Popular y Diaz-Ayuso y no Inés Arrimadas y su banda. La moción de censura de Murcia está desactivada y en Madrid es una quimera de un sueño húmedo de alguna que se creyó la reina de Saba y, en realidad es la tonta útil del PSOE. Pero esta cuadrilla de facinerosos no cayó en la cuenta de algo importante: cada cuatro años los ciudadanos están convocados a las urnas, y los ciudadanos se acuerdan de quien ha hecho algo por ellos y quien sólo se ha preocupado por imitar a tipos como Al Capone, Frank Costello, Don Carlo Gambino o Charlie “Lucky” Luciano.

Espero impaciente al lunes y tengo especial interés en conocer las explicaciones que dará Inés Arrimadas ante su Comité Ejecutivo. Mucho tiene que explicar. Más tendrá que aclarar, porque no tiene un pase lo q ue ha hecho. Igea, Toni Canto, Villacis, Marin le tienen muchas ganas. Y junto a ellos, otros muchos nombres vinculados a Ciudadanos desde Irún a Huelva y desde el Ferrol a Almería están esperando las explicaciones de Arrimadas para tomar decisiones.

Fotografía: @el_pais

En política no vale todo. Pactar con el PSOE hoy implica compartir mesa y mantel cada día con Rufián, con Otegui y con Echenique. Esto no entra en los valores de ningún demócrata de verdad. Estamos esperando las explicaciones de Arrimadas. Las últimas. Las definitivas.  Nadie se llame a engaño. El partido naranja está en sus últimos estertores. El mejor servicio que puede hacer Arrimadas a España es dimitir y presentar su baja en el partido. Eso limpiaría un poco su  imagen. Si no se va, será una demostración más de su catadura moral y de su talla política. La indecencia personificada. Y un partido o una institución no puede tener una presidenta indecente, aunque haberlos hailos. En Ciudadanos y en el Parlamento de Cataluña.

Impactos: 3

Judas tiene nombre de mujer

Fotografía: @larazon_es

Cuando pensábamos que ya habíamos visto todo, Inés Arrimadas, en una maniobra rastrera, barriobajera, y ruin, se ha convertido en el nuevo Al Capone de la política española. La supuesta Agustina de Aragón que huyó de Cataluña a hurtadillas, aquella que enarbolaba la bandera de la decencia y de la dignidad, ¿Dónde está? La defensora a ultranza de los valores democráticos se ha volatizado para dar paso a la abanderada de la desvergüenza y la desfachatez. La abogada de la decencia se ha transformado en la líder de la hipocresía.

De facto, da asco. De facto, es vergonzoso. De facto, ayer quedó claro que Inés Arrimadas no es de fiar. Ha dinamitado todos los puentes existentes con el constitucionalismo, y se ha situado en un extremo peligroso. ¿No era ella el azote de Sánchez e Iglesias en el Congreso? En resumen, desde ayer  Judas tiene nombre de mujer.

La gesta que cometió ayer Ciudadanos, con la venia del Doctor Bacterio y los aplausos de Echenique y Errejón, no tiene ni medio pase. ¿A qué juega el partido naranja? La decencia y la dignidad la han perdido. Se le escurrió de las  manos especialmente  a la andaluza, la noche del 14 de febrero, porque tras los pésimos resultados de Cataluña no tuvo la dignidad ni la decencia de cerrar la puerta del partido por fuera. Su ego le impide ver el horizonte.

Fotografía: @NoticiasNavarra

La explosión que ha activado en Murcia, con efectos en Madrid y en Castilla y León pretendía, de forma torticera y barriobajera, un efecto dominó. Su objetivo: Génova 13 y todo lo que huele al Partido Popular. Pero no contaba con varios granos. Desde Castilla y León ya le han advertido que se olvide de maniobras mamporreras. Y en Madrid, la presidenta Díaz-Ayuso es más inteligente; y ha convocado elecciones, aunque la decisión final la dirima el Tribunal Superior de Justicia. Con la convocatoria electoral, no cabe ninguna duda que la presidenta popular saldrá muy reforzada políticamente, a pesar de la moción de censura de los Errejón, Echenique y Gabilondo madrileños. Y Andalucía, otra fortificación que pretendía derrumbar, ya le han cantado aquello de “adiós con el corazón”.

Fotografía: @rtve

¿Cómo explicará Arrimadas a su ejecutiva, que se ha enterado por twitter de  sus gestas, y a su militancia, que desde ahora aquellos que iban a asaltar los cielos, que veían con buenos ojos que las  hordas de la CUP quemaran furgonetas de los Mossos, y saquearan comercios e intentaran machacar a los agentes de la UIP, ésos, ahora son sus amigos y comparte mesa y mantel en Murcia? ¿Cómo va a justificar eso? No tiene ni medio pase. ¿Y cómo va a explicar a sus militantes que a partir de ahora, los que defienden el Estado de Derecho y la democracia, -o sea el Partido Popular- para ella, ahora son sus peores enemigos?  Muchas explicaciones tiene que dar. Mucho tiene que argumentar. Un peso pesado ya se ha posicionado: Toni Cantó ha sido contundente. No me extrañaría que moviera ficha. Y tampoco sería novedad que, junto a él, hubiera un exilio de militantes y de altos cargos desde Cs al PP, siguiendo las palabras de García-Egea. Pero sobre todo, porque la jugarreta de Arrimadas no se sujeta por ningún sitio. Es una vergüenza absoluta. Una inmoralidad.

La jugada de ayer es el principio del fin. La hemorragia está abierta. Será difícil cauterizar la herida, sobre todo porque la opinión pública y la militancia están hartas de Judas. Se llamen Luis Bárcenas o Inés Arrimadas. Al final, son igual de peligrosos y de crueles.

Impactos: 1

Judas tiene nombre de mujer

Fotografía: @larazon_es

Ayer asistimos a la penúltima desvergüenza de Ciudadanos. Cuando pensábamos que ya lo habíamos visto todo, Inés Arrimadas ejerce de trilera al muro estilo de Al Capone, Pablo Escobar o Paul Castellano. A elegir. Es que, hay que ser rastrera, desvergonzada, y de muy pocos escrúpulos políticos y personales para hacer lo que hizo ayer la andaluza, con las bendiciones del Doctor Bacterio y la supervisión de quien venía a asaltar los cielos, y ahora lo único que asalta cada miércoles es el escaño de su banco azul en el Congreso de los Diputados.

Lo que sucedió ayer en Murcia no tiene ni medio pase. Fue una explosión controlada, sabiendo que sus efectos iban a suponer otras explosiones en Madrid, Castilla y León, y a ser posible, en Andalucía. El objetivo estaba claro: Génova 13, y todo lo que oliera al Partido Popular. Pero Castilla y León les ha salido rana, y en Andalucía les han dicho que se vayan por el camino que han venido. Lo curioso del caso es que “la” cerebro de esta patraña es la misma que esta mañana, en una maniobra nauseabunda de caciquismo y de hipocresía sublimes exigía al Gobierno de Sánchez planes para autónomos y pymes como si estuviera en la oposición. Hipocresia maquillada de cinismo.

¿Qué se puede esperar de una política que cada convocatoria electoral en Cataluña es un varapalo en votos y en escaños? Albert Rivera se fue dignamente, muy dignamente, porque había perdido unas elecciones. El día 14 de febrero, Arrimadas tenía que haber cerrado la puerta de su partido por fuera y haber dejado su escaño del Congreso, si hubiera tenido decencia, dignidad, y vergüenza. Pero queda claro que para ella, ninguno de estos tres valores forman parte de su ADN.

De facto, Judas tiene nombre de mujer. De facto, desde ayer Judas es la acepción masculina de Inés. Para saber cómo está el patio dentro de la ejecutiva del partido naranja, basta con que echemos un vistazo a la cuenta de twitter de Toni Cantó. La radiografía es absoluta, y me temo que va a suceder en las próximas horas. Ciudadanos se va a desangrar, y no sé si lentamente, o la hemorragia que se abrió ayer en Murcia va a reventar por todo su organismo. Lo cierto es que, poco a poco, esto ha sido el principio del fin. Los que iban a regenerar el país, se han convertido en mayor banda de perjuros políticos que jamás se ha conocido en el panorama político español.

Fotografía: @NoticiasNavarra

Y en medio de este fragor, otra mujer con mucha más decencia, dignidad, raza y talla política se va a convertir en la ganadora del pulso político en la Comunidad de Madrid. Ante la situación que se avecinaba, la presidenta Díaz-Ayuso ha convocado elecciones, a la vez que cesaba a su vicepresidente, Ignacio Aguado y al resto de consejeros naranjas. En paralelo, Más Madrid y el PSOE de Madrid se unen para presentar otra moción de censura. Como decía don Quijote “ladran, luego cabalgamos”, porque si pretendían echar un pulso a la presidenta madrileña, la maniobra les va a salir mal. Un adelanto electoral la va a reforzar políticamente. La Comunidad de Madrid no es plaza para los secuaces de Errejón ni de Echenique. Otros que van a pinchar en hueso. Y Diaz-Ayuso, otra que esta maniobra torticera de Arrimadas le va a servir para crecer como política y como presidenta. La convocatoria electoral, aunque se resuelva en el Tribunal Superior de Justicia, será un boletón para esta tropa. Hay Isabel Díaz-Ayuso para rato.

Fotografía: @rtve

Lo de Inesita, que diría Jiménez Losantos, no tiene ni medio pase. Y la que tanto ha escupido en contra de Podemos, ahora tendrá que tragarse sus propias bilis, y también las de sus nuevos socios, del PSOE. Donde dije digo… Veremos qué acontece estos próximos días, cómo reacciona la militancia, y los cargos institucionales. Se notan convulsiones de puertas adentro. No está todo el pescado vendido. Arrimadas lo va a tener muy difícil. Tiene que convencer a la militancia de una cambio de rumbo inexplicable, de un cambio de cromos que no tienen sentido, y que le hacen sentarse en la misma mesa con Sánchez y con Iglesias, dejando tirado a Casado. Esta ruptura, esta obscenidad tiene que explicarla muy claramente ante la opinión publica y ante los militantes. La vía de agua ya está garantizada después del ofrecimiento de García-Egea.

A la vez tendrá que dar explicaciones muy masticadas a su ejecutiva porque Toni Cantó hay muchos. El cabreo es manifiesto. El personal está muy hartito de traidores. Da igual que se llamen Luis Bárcenas o Inés Arrimadas.

 

 

Impactos: 0

En el quirófano de las elecciones catalanas

Fotografía: @elperiodico

Ayer, toda España volvió sus ojos a Cataluña. No en vano, los catalanes estaban llamados a las urnas en una convocatoria electoral, marcada por el Covid19 y en la que pasó prácticamente de todo. Aunque la jornada transcurrió con varios denominadores comunes: una más que elevada abstención, que denota el hartazgo de una sociedad fracturada y empachada de delirios rupturistas y de una economía más que empobrecida; un llamamiento de todos los candidatos a la participación, que nos indica que, efectivamente, hay que volver a inyectar la ilusión en la sociedad catalana y a comprometerla en los grandes retos que tiene desde antes del año 2017; y la absoluta normalidad de la jornada, que nos da la pauta de qué hasta qué punto la sociedad catalana es una sociedad madura, seria y responsable que no quiere volver a repetir los sucesos de octubre del 2017, a pesar de los mensajes apocalípticos del independentismo y del republicanismo catalán; mensajes, dicho sea de paso, caducados como los yogures, que diría el niñato Gabriel Rufián.

Pero hay un dato que es importante analizar porque pone sobre la mesa un problema, no menos  importante. Me refiero al índice de participación, que a las  18:00 horas de la tarde no llegaba al 50%. Una participación muy baja que demuestra la desafección de la sociedad civil con la clase política catalana, especialmente con las entelequias independentistas y republicanas de algunos, que sólo les ha dejado en sus casas más paro, más pobreza social, y más crisis socio económica. Eso unido a una convocatoria electoral en medio de una pandemia, en la que han primado las encuestas a la salud.  Y en medio de todo esto, se han encontrado con un ex ministro de sanidad, que no ha sabido gestionar la pandemia, y de que de repente, a modo de guinda de un pastel, cae en medio de la Plaza Cataluña, y aterriza a modo de Mesías para salvar a los catalanes. Y se ha encontrado con dos cordones: uno de todo el independentismo, y el otro del constitucionalismo. La jugada de Sánchez ha sido maestra. Mientras tanto, en la Moncloa,  él sigue tocando el arpa, y, como dice Jiménez Losantos, el doctor Bacterio, preparando su próximo rito sátrapa, a la vez que la fosa de su jefe cada vez se hace mayor.

La primera lección que tenemos que sacar de la jornada de ayer resulta tan seria como preocupante. El hecho de que a las 18:00 horas la participación se desplomase 22 puntos es una seria advertencia a la clase política catalana, especialmente al sector independentista y republicano, únicos culpables de la realidad social económica, y política de la sociedad catalana. Los de “lo volveremos a hacer”, en el fondo han pagado su cuota de responsabilidad por parte del electorado que, siempre pone en su sitio a cada partido, en cada convocatoria electoral.

Los primeros resultados, las primeras encuestas que ofrecieron a las ocho de la tarde las diferentes consultoras investigación sociológica y de comunicación estratégica ofrecían un Parlament más que fragmentado que nunca y condenado obligatoriamente a pactar y al diálogo para constituir un Govern serio y estable, que evitará la repetición electoral, que se atisbaba en la lejanía a la vista de los diferentes cordones sanitarios que habíamos escuchado en los diferentes debates electorales.

Fotografía: @elmundoes

Pero también trajeron otras dos noticias destacadas para el tablero político catalán: la desaparición política de Ciudadanos, antesala de lo que va a suceder en un futuro próximo en el Congreso de los Diputados; y la irrupción de Vox como grupo parlamentario propio, que recoge el voto de los centristas, y sobre todo, su irrupción territorial en las cuatro provincias catalanas.

Y tal es la debacle en el cuartel naranja, que para hoy Inés Arrimadas ha convocado a todo su buro político a una reunión de urgencia. Desde ayer a las 8 de la tarde se escuchan tambores de guerra. Se masca la tragedia. Estamos ante el fin del partido, y no me extraña porque como diría mi madre, Ciudadanos ha sido ese partido que tanto a nivel nacional como autonómico y municipal, que han llevado como bandera  ese lema de que nunca sabes si va o viene, si está o no está, si puedes o no contar con él. si es fiel a sus principios (por lo general, nunca) hasta sus máximas consecuencias. O dicho en cristiano, con un ejemplo: En una sesión de control puedes tropezarte con que  Inés Arrimadas ha sido capaz ponerle ojitos a Pablo Casado y hacerle guiños, y escupir parlamentariamente a Pedro Sánchez, y al acabar la sesión parlamentaria, tirarse en los propios brazos de Sánchez y pactar lo que sea necesario con él, con tal de incendiar las naves de Partido Popular. Realmente me alegro mucho de este debacle y sólo espero que los cuatro o cinco  amigos que hoy, erróneamente visten de naranja, reflexionen severamente, y mañana vistan de azul.

Y otra reflexión que debemos diseccionar hoy es la irrupción territorial de Vox en todas las provincias catalanas. El ataque sistemático de los cachorros de la CUP en Vic y en otros puntos de Cataluña en plena campaña fue un punto conexión hacia el electorado que Garriga y su equipo han sabido revertir notablemente, y lo han rentabilizado en escaños. El voto desencantado de Ciudadanos no se ha transferido al Partido Popular, sino a Vox. Y esto tiene a partes iguales tanto de peligroso como de novedad. Ciudadanos no ha sido capaz de retener a sus votantes, ni siquiera han sido capaces de unir fuerzas con el Partido Popular, y Vox ha sabido aprovechar esa vía de agua.

El resultado de las elecciones lo definió anoche perfectamente Teodoro García-Egea, Secretario General del Partido Popular: «El independentismo, hoy está más fuerte, y el constitucionalismo más débil».

Fotografía: @elperiodico

Y al final, salió Salvador Illá en olor de multitudes como claro vencedor de la noche. Pero no está todo el pescado vendido. El PSC necesita pactar para que el ex ministro de sanidad se convierta en Presidente de la Generalitat, y tanto Pere Aragonès como Laura Borràs ya han anunciado públicamente que no iban a pactar con el PSC. Claro que tampoco es de fiar estas negativas, dado que ya sabemos que tanto el republicano como la independentista con extrema facilidad conjugan ciertos verbos, y luego ya sabemos… «dónde dije digo…». Por eso, y porque el PSC no suma con los Comunes, no termino de creerme que al final no haya un pacto, a cambio de concesiones, con Junt y ERC.

Se presentan unos días intensos en los que la palabra será el principal instrumento de trabajo, sin vetos, porque si la sociedad catalana percibe vetos, y consecuencia de esas trabas se le conduce a una nueva convocatoria electoral, las consecuencias serán nefastas.

Que tanto Sánchez como el doctor Bacterio tomen buena nota, porque, a pesar de su inutilidad, lo cierto es que aunque el PSC sea la primera fuerza política hasta el rabo todo es toro. Lo dicen los taurinos. Y en política también.

Pero que nadie pierda de vista la imagen de otro escenario. Una mesa en la que se sienten ERC, Junts, la CUP, y los Comunes. Sería tan peligroso como factible. Es cuestión de días, y de diálogo independentista, muy fácil de que se produzca.

Fotografía: @abc_es

Aunque sinceramente, yo pintaría otro cuadro. Entre el espectáculo malo y el peor, yo siempre me quedo con el malo. No tengo que reafirmarme en mis antipatías hacía Salvador Illá, pero antes que ERC comparta mesa con la CUP, y con los Comunes, hay que buscar alternativas. Por eso espero que Illá se desgañite en dialogar con Pere Aragonés y con Laura Borràs para llegar a un pacto amplio de gobierno que evite que la CUP pise moqueta en el Palau de la Generalitat. Y me reitero en las tirrias hacía el ex ministro. Pero, al menos salvemos los muebles. Se abren las apuestas.

Impactos: 0

La política, con mayúsculas; en el centro, los zaragozanos

Fotografía: @el_pais

Sin ninguna duda, la última legislatura pasará a la historia del municipalismo zaragozano por ser la peor legislatura desde que en el 1979 se eligió el primer ayuntamiento democrático con el malogrado Ramón Sainz de Varanda al frente. Desde entonces por el despacho de Alcaldía de la Plaza del Pilar han pasado diferentes personas. Nombres como Antonio González Triviño, Luisa Fernanda Rudi, José Atarés (más conocido como Pepe Atarés) o Juan Alberto Belloch. Como se ve, una alternancia entre los dos grandes partidos, Partido Popular y Partido Socialista. Y todo esto fue así, con luces y sombras lógicamente, hasta que en el año 2015, una tribu urbana al abrigo de Zaragoza en Común (o sea, la marca zaragozana de Galapagar), liderada por Pedro Santisteve alcanzaron la alcaldía con un pacto lleno de moscas, putrefacción y mugre. Fueron cuatro años nefastos, en dónde la ciudad y sus habitantes quedaron totalmente abandonados, y en dónde los problemas, las faltas de decencia, educación y respeto, la crisis y la deuda rebosaron por encima de las torres de la Basílica de El Pilar.

Desde el primer el momento, el grupo municipal del Partido Popular, con Jorge Azcón al frente, supieron que sólo les quedaba un camino si querían, a la vuelta de la legislatura, revertir todo el daño que se estaba haciendo en la sociedad zaragozana. Y desde primer instante, el objetivo fue claro y concreto; denuncia pública en la calle a diario, allí en dónde el ciudadano, el autónomo, el pequeño empresario, el pensionista,  o el gran empresario pedía auxilio ante un atropello podemita. Y Azcón, junto al resto de los concejales populares, comenzó a inundar las calles zaragozanas respaldando las demandas de la sociedad, y comprometiéndose a llevar al Pleno sus reivindicaciones. Pero no todo quedó ahí. Ese cuaderno de bitácoras, que iba engordándose minuto a minuto, hora a hora, día a día, no fue archivado en un cajón abrazándose al polvo y al tiempo.

Llegó el año 2019, y la sociedad zaragozana supo poner a cada grupo político del Ayuntamiento de Zaragoza en el lugar que le correspondía de acuerdo a sus obras, haciendo gala de aquella frase evangélica: «Por vuestras obras os conocerán». A Jorge Azcón le auparon a la Alcaldía, con el apoyo de Ciudadanos y Vox, en un Gobierno estable, moderado y transversal. A los indocumentados, a  la oposición, en varios partidos fragmentados, con cuitas internas y reducidos a la mínima expresión.

Y desde el primer momento, el nuevo equipo de Gobierno volvió a abrir ese cuaderno de notas para estudiar aquellos apuntes que habían tomado siendo oposición, y comprobar qué proyectos se habían ejecutados y cuáles no. Y a pesar de encontrarse con la ciudad más endeudada de España, y con los cajones repletos de facturas impagas, el equipo municipal ha vuelto a remangarse para, como suele hacerse en el ADN popular, poner al ciudadano en el centro de las políticas.

Y esto se ve, por ejemplo, en medidas como la bonificación del 30% del IBI para comercios, hoteles, negocios de hostelería, ocio o cultura en este 2021… o la continua renovación de equipamientos, pavimento, o servicios públicos, en dónde siempre los zaragozanos son el eje central de estas políticas.

Y ya no digo nada de la gestión de la pandemia, en dónde desde el minuto cero, se ha sentado con el Presidente de Aragón, con la Delegada del Gobierno,  y con otros cargos institucionales para hacer un frente común institucionalmente hablando, en dónde las siglas no fueran un obstáculo para la toma de decisiones..

Fotografía: @periodicoaragon

Y todo esto sin recibir ni un solo euro de Madrid, y a la vez reduciendo la deuda que arrastran de los herederos de Pablo Iglesias. La gestión que está realizando la Consejera de Presidencia, Hacienda e Interior es excelente. A las pruebas me remito. Sólo tengo palabras de admiración y respeto.

No cabe ninguna duda de la popularidad de Jorge Azcón y su equipo de Gobierno, tanto a nivel de la sociedad zaragozana como de los medios de comunicación, y es un referente a nivel nacional del municipalismo. Un espejo en el que tendrían que fijarse muchos otros alcaldes, y alcaldesas, que huelen a naftalina.

Son muchísimos los tips que recibo en relación a la gestión del Partido Popular en el Ayuntamiento de Zaragoza, y todos tienen el mismo denominador común: ‘Azcón está haciendo las cosas muy bien’.

Un claro ejemplo de cómo actúa Azcón es el siguiente video. El alcalde está poniendo en cintura a las hordas podemitas. Sucedió en 2019 durante un Pleno Municipal, en el que se aprobó una moción en la que se declaraba que la ciudad, y el propio Ayuntamiento, defendían la Unidad de España frente al intento rupturista catalán. Por su parte, los partidos de la oposición intentaron que aquello no se llevará adelante, y Azcón no se inmutó en decir las cosas cómo tenía que decirlas.

Dentro video!:   https://www.youtube.com/watch?v=X4ZAlPsTcZA

A partir de aquí que cada cual saque sus conclusiones. Yo ya tengo las mías, y no me he escondido para expresarlas públicamente.

Impactos: 0

¡Sabotea, que algo queda!

Fotografía: @GacetaMedicaCom

Dentro del fuego cruzado al que últimamente la oposición en la Comunidad de Madrid nos tiene acostumbrados en estos últimos meses en contra del Gobierno de la Presidenta Díaz-Ayuso, estos últimos días asistimos al penúltimo rifirrafe. Gravísimo no,  lo siguiente. El boicot a un hospital público. En este caso ha sido el manoseado Hospital Isabel Zendal pero podía haber sido cual otro. De todas formas, como dice María, las casualidades no existen. Naturalmente que no, y da la casualidad que el boicot ha sido contra el hospital que más polémicas y criticas –por supuesto, también alabanzas- está suscitando en el territorio de la comunidad madrileña.

Mi madre, como todas las madres, muy sabía, dice que “este cocido lleva moscas”. Y posiblemente no le falte razón. Nunca le falta… Yo no dispongo de tanta información para pronunciarme con rotundidad al respecto, pero sí comparto íntegramente las palabras de Isabel Díaz-Ayuso cuando dice que es una vergüenza y que en el fondo se trata de una campaña de desprestigio hacía el PP.

Pero yo voy a ir más allá, porque el hecho reviste tal gravedad que si lo que han pretendido es socavar los cimientos del gobierno de coalición, lo que realmente han hecho es barrenar a la sociedad madrileña, y arriesgar más aún –si cabe- la vida de una parte de la sociedad madrileña. Boicotear un hospital en plena actividad sanitaria, y, especialmente, en medio de una pandemia

Fotografía: @elconfidencial

de estas características es jugar con la vida de los ciudadanos, porque cuando se está en plena actividad médica y sanitaria es un riesgo gravísimo cometer este tipo de fechorías.

Según el diccionario de la Real Academia, un boicot es acción destinada a entorpecer o impedir que una persona o empresa desarrolle normalmente su actividad, a menudo como medida de presión.

A partir de aquí poco más se puede añadir. Bueno sí, añadiré algunas cosas.

Felicitar a la Comunidad de Madrid por poner estos hechos en manos de la Policía para que se llegue hasta el final de este asunto, y se depuren toda clase de responsabilidades, sea quien sea. Sin paños calientes.

¿Nos imaginamos que sucedería si a consecuencia de esos boicots, algún paciente hospitalizado empeorase o, incluso llegase a fallecer? ¿Grave, verdad? Por eso hay que llegar hasta el final y saber qué está pasando y quién está detrás de todo esto, porque si se quiere desestabilizar un gobierno autonómico, éste no es el mejor procedimiento. Ni el más ético que digamos.

Lo he dicho varias veces en esta misma página. En la vida hay que ser ejemplares, y hay que ser decentes. Y quienes están detrás de las golferías del Zendal no lo son. Voten a quien voten.

Impactos: 0

¡Adiós Pachi!

Este maldito Covid cada está siendo más despiadado y cruel.

Hoy ha arrebatado a una amiga. Hoy nos ha arrancado a Pachi, una persona transparente sincera, amiga de sus amigos, siempre dispuesta a echar una mano y ayudar en todo lo que fuese necesario, con una inmensa vitalidad y unas ganas de vivir que se derramaban allí en dónde se encontraba.

Persona fiel a sus ideas y comprometida con el proyecto del Partido Popular de Asturias al que tantas horas dedicó, aún la recuerdo en el Auditorio Príncipe Felipe de Oviedo durante la última visita que realizó Pablo Casado a Asturias. Poco pudo que cuando la comitiva se acercaba al escenario para iniciar el acto, saltó al pasillo, apartando al servicio de seguridad de Pablo Casado, se le acercó a la vez que le abrazaba: “Pablooo, soy Pachi de Luanco”, Y en ese momento su cara demostró ser la mujer más del universo..

Era una persona que, aunque los vientos no le soplaran favorables, ella siempre los retaba con la más bonita de sus sonrisas, la esperanza y la ilusión, posiblemente cimentada por su férrea devoción a su Cristo del Socorro de Luanco. Cristiana hasta la médula y española hasta los tuétanos, Pachi era una persona espectacular. Yo tuve el placer de conocerla personalmente desde hace tres años, aunque a través de las redes sociales ya habíamos forjado una amistad años atras, y siempre me demostró respeto, sinceridad, lealtad, fidelidad y un sinfín más de valores que hoy ya  están en desuso.

Hoy hemos perdido a Pachi. Pero seguro que el cielo ya está impregnado esas ganas inmensas que tenía de vivir la vida cada minuto, cada segundo. Alli continuará enamorada de la vida, como estaba aquí.

Pero hoy a nosotros hoy, no nos consuela nada. Tu marcha es muy prematura, muy abrupta, muy inesperada. Te echamos ya mucho de menos. Eras tan necesaria siempre para todos… Alguien ha escrito en facebook: «Dejas aquí mucho amor y un recuerdo que permanecerá». Apostillo, siempre.

Impactos: 0

Entre candidatos y candidatos…

Bajan las aguas muy revueltas en los principales partidos políticos de ámbito nacional. Y es que nadie quiere que le muevan la silla, pero si movérsela a quien tiene en su entorno más próximo y más lejano. Es la época de desempolvar las viejas facturas que venían guardándose en los cajones de todas las sedes nacionales, autonómicas y locales.

Y quien más quien menos hace sus cábalas correspondientes y busca sus argucias para posicionarse y aquellos que tienen que tomar decisiones se den cuenta de su existencia en el momento álgido de pronunciar un  nombre y hacer las designaciones correspondientes.

Llega el momento de ocupar posiciones y hacerse un hueco. Abril y Mayo están a la vuelta de la esquina, y nadie pierde un segundo de su tiempo, porque sabe que un segundo es toda una vida, y en política una vida puede llegar a ser el futuro de cuatro años.

Pero en estos momentos lo que la sociedad necesita es criterio; es decir, candidatos que puedan tener discurso y mensaje, y no candidatos que únicamente tengan imagen. Una sociedad no vive de la imagen, vive de las políticas con discurso, y ello sólo lo pueden hacer realidad aquellos candidatos que por su experiencia, valía, dedicación y, sobre todo, forma de hacer política, son capaces de conectar con el ciudadano, sus problemas y sus necesidades.

Que nadie se olvide que escasean los políticos moderados, con discurso y con mensaje, capaces de llegar a acuerdos con los contrarios y a sacrificar sus propias políticas en beneficio de la sociedad, sinceros, ‘limpios’, honestos… Y a pesar de esta escasez, todavía, en los cuarteles de invierno de las principales sedes nacionales se sigue sacrificando a quien es bueno, y no da problemas, y se premia al bocazas y a quien hace del conflicto, la disputa y la ponzoña su compañera de viaje en época electoral y también cuando no existe llamada a las urnas. En política hay errores que se pagan muy caros, y éste es uno de ellos. Es vergonzoso sacrificar a políticos con proyección por el mero hecho de no secundar pantomimas de circo barriobajero y  equivocados llamamientos a estúpidas “guerras santas”, que únicamente llevan a la división de los partidos,  a dispersión de los militantes y, lo más grave, a la propagación del voto por diferencias formaciones políticas hambrientas de recoger sembrados, y, sobre todo, estrenarse en estas lides de ocupar escaños y despachos.  Estas gestas solo las realizan aquellos que ponen la politica a su servicio, pero quienes hacen de la politíca un instrumento al servicio del ciudadano, es imposible que utilicen estas argucias.

Si a esto sumamente que hay personas que han venido a la política a vivir de ella, y no entienden la política como un servicio público, como un medio no para beneficio propio, sino para beneficio de la sociedad que es quien, en definitiva, le ha otorgado ese puesto, el circo está servido.

Es vergonzoso comprobar cómo algunas personas llevan más de tres décadas en política sin ganar ningunas elecciones ni locales, ni autonómicas, y continúan aferradas al sillón como el primer día, sin entender que todo en esta vida tiene un principio y un final, y no es sensato ni responsable que seguir agarrándose al sillón y no dejar paso a quienes vienen detrás con nuevas ideas y nuevos proyectos, y son la puerta a un proyecto más ilusionante y más esperanzador para la sociedad y para la propia formación política; un proyecto nuevo, en definitiva, que se transformaría en votos, y, por ende, en conquista de despachos de diferentes Administraciones Públicas.

No, es mejor no ganar, y seguir torpedeando todo que puede dar un futuro más sólido y más esperanzado,

Pero lo peor de esta historia no es que haya gente que no se vaya a su casa, sino que a cualquiera que se acerque e intente trabajar pero no lo haga en su línea, está sentenciado. Estos son los políticos que hacen de la política su modo de vida, y no son al revés; es decir, son incapaces de comprender que ellos están al servicio de la política y, especialmente, del ciudadano.

La sociedad necesita políticos íntegros, serios, sensatos, moderados, capaces de llegar a acuerdos con formaciones políticas contrarias en beneficio de la sociedad, y mientras eso no se tenga claro en los cuarteles generales de los principales partidos políticos vamos mal, muy mal. Quizás sería bueno que se empezara a revisar quien llevar años y años y no logra ganar ni siquiera una alcaldía de una ciudad de tamaño medio. Quien no reflexione ante esto, tiene un problema. Un grave problemas cuyas consecuencias pueden ser incalculables. Basta ver lo fragmentado que se encuentran los mapas políticos españoles, tanto en la izquierda como en la derecha. Atentos.

Impactos: 0

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad
A %d blogueros les gusta esto: